Harvard American English School.It´s a lot of fun

Metodologia
linea1

El aprendizaje empieza con lo que el alumno sabe potenciando la experiencia
individual y trabajo en grupo y de esta manera le lleve a reflexionar posibilitando
el APRENDER A APRENDER.

TALLERES: Aprender haciendo

Un taller es un programa educacional corto e intensivo, en un área de
conocimiento determinada que hace énfasis en la participación activa.
Concebimos los talleres como un medio para la integración de la teoría y la
práctica que se comprende en lo que llamamos EXPERIENCIA, cuyas
actividades se realizan simultáneamente al período de estudios teóricos.

  • TALLER DE TEATRO
  • TALLER DE MANUALIDADES
  • TALLER DE JUEGOS
  • INGLES MUSICAL
  • TALLER DE CUENTOS
  • BIBLIOTECA INFANTIL
  • INGLES MULTIMEDIA

JUEGOS: el lado lúdico del lenguaje

En Harvard consideramos el JUEGO la mejor y más natural forma de aprendizaje
debido a su carácter motivador, estimulando el desarrollo del lenguaje,
psicomotor, cognitivo, afectivo y social. El juego es una actividad necesaria
tanto para adultos como para los niños.
Para los adultos es una manera de distracción, pero para los niños es una función
básica, ya que a través del juego, el niño aprende el mundo que le rodea
ejercitando la inteligencia, la fantasía y los sentidos.
El juego no sólo tiene función de aprendizaje, sino además función terapéutica,
ya que el niño expresa a través del juego distintas emociones.

De hecho la LOE, en el artículo 14 que se refiere a los principios de educación
infantil, establece “que los métodos de trabajo se basarán en las experiencias,
actividades y juegos”.

PROYECTOS: de lo conocido a lo desconocido

El Proyecto es un conjunto de diversas actividades relacionadas entre sí. Se trata
de proponer a los niños que se impliquen en la realización de proyectos que
respondan a su interés y que tengan sentido para ellos. El niño se encuentra
inmerso en una situación que le implica activamente, que le obliga a actualizar los
conocimientos previos que posee, a reestructurarlos y enriquecerlos en un proceso
caracterizado por el gran número de conexiones que debe establecer entre lo que
ya sabe y lo que se le enseña. Cuando el niño participa en un determinado proyecto,
no es consciente de estar adquiriendo nuevo vocabulario.